jueves, 3 de mayo de 2012

HUYE

"Corre, corre y no mires atrás. Todo se quedará en su sitio, aprendido y por recordar; pero corre e ilumina a tu paso la calle con un millar de estrellas o dejándola completamente a oscuras por no llorar. Deprisa, que se note el viento perdido entre palabras viejas que ahora pueden volar libres y deciden perderse en una soledad que inunda, pero rápidamente queda difuminada.

Huye que, al fin y al cabo, nada importa salvo ser quien eres, sin nadie, sin nada, sin palabras que no tienen más sentido que hacerte hablar. Aléjate del tiempo y de lo inoportuno, lo que nadie elije, que llega sin avisar. Las luces que abren la noche, que siguen una música familiar, serán el recuerdo reflejado de que no hay momento, solo algo que esperar.

Si por fin llegas a tu sitio, cuando sepas que todo está bien, tendrás un breve recuerdo de alguna de estas palabras y sabrás que siempre hay mucho más de lo que se puede ver. Mientras tanto, huye, corre lejos y cuídate."
Publicar un comentario